::Estados Unidos:: Trucos para saltear el IVR.

Paul English, de Boston, perdió la paciencia con los sistemas automáticos de atención, una experiencia que viven muchos clientes cuando intentan comunicarse con una persona de carne y hueso. Pero en vez de elevar una queja se dedicó a “hackear” los IVR de las compañías americanas más importantes para evitar contestadores automáticos, buzones de voz y mensajes de espera. Además, publicó los trucos en esta página web. Y aunque el tema tuvo mucho impacto en los medios norteamericanos, hasta el momento ninguna de las empresas incluidas realizó declaraciones sobre el asunto.  

Esta entrada fue publicada en Notas. Guarda el enlace permanente.